Caso Alex Saab en la extorsión mundial de Estados Unidos

Free Alex Saab

Sep 9, 2022

Eventos Free Alex Saab | Noticias Alex Saab

El pasado jueves 8 de septiembre se realizó el foro “Medidas coercitivas unilaterales como forma de extorsión mundial, caso del diplomático Alex Saab” organizado conjuntamente por la Red de Intelectuales, Artistas y Movimientos Sociales en Defensa de la Humanidad; el Ministerio de Relaciones Exteriores de Venezuela, el Instituto Simón Bolívar y el Movimiento Free Alex Saab.

Entre los participantes a este foro estuvieron Camilla Fabri Saab, esposa del diplomático venezolano y líder del Movimiento Free Alex Saab, y el canciller de Venezuela Carlos Faría cuyas intervenciones generaron debate y acciones a seguir para continuar la lucha.

“El secuestro del diplomático Alex Saab es parte de una política extorsiva que se impone desde varios espacios y es multiforme, por lo que es necesario crear conciencia de que es una violación de la Convención de Viena y la Carta de los Derechos Humanos”, afirmó  Camilla Fabri Saab.

Asimismo, Fabri Saab afirmó que “la reconciliación es inevitable; esta conducta guerrerista y extorsiva de Estados Unidos debe terminar porque va en daño de ellos mismos. Estoy exigiendo la liberación inmediata de mi esposo Alex Saab y exigiendo que cese esta política de extorsión. Esperamos que millones de personas vean lo que hacen sus países”, expresó.

La vocera del Movimiento Free Alex Saab hizo hincapié en cómo funcionó esta política en el caso del diploático venezolano. “Es un círculo perfecto: ellos empiezan con los medios hegemónicos, satanizando a la persona sin pruebas, siguen con la alerta FinCEN (Red de Control de Delitos Financieros), después la persecución por extensión a todos los familiares y termina con el secuestro de activos y funcionarios”.

Crónica de la extorsión

Fabri Saab hizo un recuento sobre los mecanismos que ha utilizado el gobierno de EE.UU. para extorsionar y amenazar a Venezuela por medio de las medidas coercitivas unilaterales (MCU), mal llamadas “sanciones”.

Según explicó la esposa del diplomático, “el 25 de julio de 2019 la Oficina de Control de Bienes Extranjeros (OFAC) sancionó a Alex un año después de que fue nombrado Enviado Especial; es un organismo de extorsión que basa sus ‘sanciones’ en artículos de prensa y estas sanciones son medidas ilegales que violan todos los derechos internacionales”, señaló.

“Las ‘sanciones’ son un exhorto político y no necesitan ser permanentes; están destinadas a cambiar el comportamiento (…) son una clara coerción: ellos te obligan a cambiar tu conducta y eso es un delito porque ellos lo están haciendo en forma de amenaza”, enfatizó Fabri Saab.

Alimentar es delito

La vocera se refirió también a la alerta emitida en 2017 por la Red de Control de Delitos Financieros (FinCEN, en inglés) contra el programa de distribución de alimentos a través de los Comités Locales de Abastecimiento y Producción (Clap), en el cual el embajador Alex Saab desempeñó un papel primordial.

“FinCEN dictó una alerta mundial sobre las transacciones del Gobierno de Venezuela argumentando razones de lucha contra la corrupción. Esta alerta está directamente vinculada con la OFAC. El presidente Nicolás Maduro creó el programa Clap con el fin de proporcionar raciones de alimentos subsidiados y a ellos les parece un delito que el presidente dé alimentos a través de los Clap”, señaló.

En esa línea, el ministro de Relaciones Exteriores de Venezuela, Carlos Faría, recordó que la causa del secuestro de Alex Saab fue la defensa del derecho del pueblo venezolano a la alimentación: “dio ese paso adelante para ayudar a evitar esas dificultades enormes por las que atravesaba Venezuela. Le agradecemos enormemente por su valentía de ayudar al pueblo venezolano a pasar esa difícil coyuntura por la que atravesábamos esos años”, expresó.

“Nuestro pueblo no se ha prestado para verse guiado de una manera equivocada por esas políticas (sanciones) y ha sabido mantener su firmeza, su claridad política e ideológica para ponerse en defensa de su Gobierno”, afirmó este jueves el ministro de Relaciones Exteriores de Venezuela, Carlos Faría.

Durante su intervención, el Canciller señaló que “luego de vivir estos años de implementación de estas medidas, el mundo ve cómo ha respondido el pueblo venezolano y nuestro presidente Nicolás Maduro al frente de esta guerra económica, que a pesar de lo que se esperaba estamos siendo testigos de una situación totalmente diferente: estamos viviendo un segundo año de recuperación económica”.

El diplomático venezolano reiteró que las más de 700 medidas coercitivas unilaterales (MCU) que pesan sobre Venezuela son “una agresión nunca antes vivida en la historia republicana, por la crueldad de crear un malestar, para afectar directamente a nuestra población para que a su vez pudiera dirigir su descontento hacia el gobierno de Nicolas Maduro”.

Grave precedente

Faría aseveró que el secuestro del embajador Alex Saab representa un grave precedente que se puede revertir “contra de los países que en estos momentos no manifiestan su rechazo contra estas medidas que se aplican de manera abierta. Estados Unidos (EE.UU.) pretende llevar adelante su rol de ‘gobernantes del mundo’ y emplear medidas sin consideraciones”.

En este sentido, exhortó a las misiones diplomáticas venezolanas “en otros países a que levanten las banderas de esta lucha: por nuestro compatriota diplomático Alex Saab, por el avión de Emtrasur y por los hermanos iraníes secuestrados en Argentina”.

William Castillo, viceministro de Políticas Antibloqueo del Ministerio para Finanzas y presidente del Observatorio Nacional de Medidas Coercitivas Unilaterales, enfatizó que las llamadas “sanciones” contra Venezuela tienen un carácter extorsivo y “caen sobre las casas de las personas, las cocinas, los centros de salud, los embarques que nos traían insumos médicos”, condenó.

“Son hechos que aparentan una legalidad pero que cumplen un objetivo, buscan generar sufrimiento y dolor y el sector alimento era clave. Tenemos que generar sufrimiento para producir un cambio en la conducta del Estado sancionado”, expuso.

En palabras de Castillo, las MCU tienen como fin último “un cambio de modelo, quieren arrancar de raíz el modelo de la Constitución de 1999, porque hay que ‘resetear’ a Venezuela, borrarle la memoria para que empiece de cero”, dijo.

Coerción

El secretario ejecutivo del Consejo Nacional de Derechos Humanos, Larry Devoe, dejó claro que el término “sanciones” busca legitimar la agresión contra Venezuela, porque implica una “pena” por infligir una norma, y “ninguno de los países tiene autoridad legítima para imponer sanciones al pueblo venezolano”.

Devoe insistió en que se trata de medidas coercitivas, que implican “la presión a individuos, entidades, grupos, para que internamente influyan en el Estado, para que se produzca ese cambio de política. El bloqueo, el cerco financiero forma parte de la política exterior de EE.UU. y de la Unión Europea (UE), lo reivindican abiertamente como política exterior”, señaló.

“Cuando secuestran a Alex Saab, están mandando un mensaje: todo el que decida hacer operaciones o ayudar a Venezuela a superar el bloqueo puede ser sometido a sanciones. Alex Saab es una prueba del ensañamiento, de la intención de hacer daño a un Estado que estaba siendo sometido a las consecuencias de sus decisiones políticas”, concluyó.

 

 

 

 

Podría interesarte

Embajadas de Venezuela brindan apoyo a Alex Saab

Las misiones diplomáticas de Venezuela acreditadas en el mundo intensifican las acciones de solidaridad en favor de la liberación del Enviado Especial ante Irán, Alex Saab, secuestrado en el extranjero desde el 12 de junio de 2020, primero en Cabo Verde y desde el 16...

leer más

#FreeAlexSaab

Contacto